La decoración profesional, una mirada a los detalles

La decoración profesional, una mirada a los detalles 

 

Decoración profesional 

Dentro de la decoración profesionales fundamental tener la mirada puesta en los detalles, ahí radica el éxito para lograr espacios agradables, cálidos y que expresen la personalidad de quienes lo habitan o de quienes trabajan allí. 

En términos generales, la decoración profesional no es solo un asunto de poner bonito un lugar. De hecho, se trata de combinar muchos elementos que atienden a preguntas como ¿Qué quiero proyectar mediante la decoración de cada espacio? ¿Cómo me quiero sentir en este lugar? De esta manera se inicia un proyecto de decoración. 

En el libro Guía práctica de interiorismo y decoración, su autor Julio Madrigal menciona "Un proyecto de decoración es el planteamiento de un conjunto en el que intervienen espacio, formas, textura, color, luz, etc., y cada uno de los elementos del conjunto, deben estar perfectamente encajados y coordinados dentro del todo general.   

Con lo anterior podemos hacer una especie de recomendaciones generales, para que su proyecto de decoración, acompañado de un profesional, alcance los objetivos que espera.  

 

Todos los espacios son diferentes 

Primero, debemos revisar las necesidades de cada ambiente para adecuarlo al gusto y expectativas personales. ¿Es una sala de estar, una recámara, un estudio, quizás un consultorio? Cada uno de estos espacios tiene razones de ser completamente diferentes y existen elementos infaltables en cada uno de ellos.  Adicionalmente, es fundamental tener en cuenta las dimensiones del sitio, las condiciones de humedad, iluminación, temperatura, etc. 

Con la lista anterior, ya se puede pensar en la adquisición de materiales que se ajusten a dichos recintos para generar un entorno agradable, cálido y/o insonorizado, que garantice pasar un buen momento, bien sea en un estudio o en la sala de estar. 

Colores y texturas 

Como segundo punto, y casi como una regla fundamental de la decoración profesional, debe pensarse en los colores y texturas que podrían ambientar adecuadamente cada lugar. Al respecto, el color de las paredes cobra una importancia crucial, bien sea con pinturas o con elementos de decoración vintage como papeles de colgadura, tapices, etc.  

De igual forma, deben ser vistos el suelo y los techos, la idea en general es que la combinación de colores y texturas den la sensación de amplitud, a lo que también vendría bien pensar en las ventanas y puertas, para que no solamente sirvan como elementos de seguridad y resguardo, sino que también logren destacarse dentro todo el conjunto, como menciona Julio Madrigal. 

 

Una silla no es solo para sentarse 

Dentro de la decoración profesional, uno de los aspectos que más expresan la personalidad de quienes habitan un lugar es la elección adecuada de muebles. De una parte, se habla de elegir muebles funcionales y en este caso una silla sea cual sea su forma, cumple el mismo objetivo de todas las demás sillas. Sin embargo, a la hora de expresar la personalidad se debe ir más allá de lo funcional y pensar en lo estético, así que se puede revisar una lista de muebles rústicos, modernos, tipo vintage o una combinación de varios estilos. 

 

Iluminación y energía 

Aunque ya se haya mencionado en algún momento el tema de la iluminación, entrando ya en particular con este aspecto, la decoración profesional la concibe como lo más importante. Las soluciones para garantizarla pueden pasar desde grandes ventanales hasta luces de punto, lámparas de techo, de escritorio o de mesas en las salas de estar y de estilos muy variados, ahora con la ventaja de las luces de ahorro, pues esto también cuenta dentro de todo proyecto de decoración. 

El ambiente en general de todos los espacios cambia según la iluminación y esta se ajusta a las necesidades de los mismos. Así, para un consultorio médico, la iluminación es blanca para dar la sensación de un lugar saludable, seguro, confiable, etc. En ambientes domésticos, muchas personas prefieren la luz cálida, generando sensaciones de confidencialidad, encuentro, amparo, tranquilidad, etc. 

Por último, de la iluminación depende también la definición del lugar y si se proyecta como un espacio positivo y lleno de energía. Los lugares muy oscuros parecen proyectar inseguridad,  contrario a un lugar lleno de luz que transmite alegría y eso ayuda, incluso, a mejorar la actitud de las personas. 

 

Cuestión de calidad 

Finalmente, no hay una decoración profesional si no se cuenta con materiales de calidad. Excelentes ideas de decoración fracasan por la falta de atención en este aspecto. Los materiales de calidad, aunque de un precio más alto, garantizan durabilidad, resistencia y economía a largo plazo. 

Por eso, cuando se habla de decoración profesional, se trata de una combinación de elementos que lleven a buen término un proyecto decorativo, desde la clara concepción de ideas hasta la elección de materiales de calidad, en perfecta armonía para el gusto de los clientes. 

 

 

NUBE DE ETIQUETAS:   decoración   decoracion profesional

dejar comentario Comentar

(*) obligatorio

*
*